Cómo formatear a bajo nivel

El formateo a bajo nivel tanto de un disco duro como de una unidad de almacenamiento USB asegura que  se borra completamente la información contenida en el dispositivo.

De este modo, una vez realizado el formateo por este método será imposible recuperar ningún archivo o documento que pudiera haber estado almacenado en el disco duro o memoria USB que se ha formateado. Se trata, por tanto, de la solución ideal si el dispositivo se va a regalar o vender a otra persona.

formatear a bajo nivel

¿Qué es el formateo a bajo nivel?

Lo cierto es que el termino formateo a bajo nivel puede dar lugar a confusión. Una denominación más adecuada la aplicación de este procedimiento a las memorias actuales debería ser reiniciación; sin embargo, formateo a bajo nivel se ha popularizado tanto en foros  como en otros sitios web para referirse a un formateo que devuelve un medio de almacenamiento a su estado original que ha acabado por imponerse.

Por tanto, el formateo a bajo nivel devuelve a la memoria a su estado original o de fabrica, permitiendo resolver muchos de los problemas que suelen presentar las memorias USB, SD o micro SD. Eso sí, es importante aclarar que es un proceso completamente irreversible.

¿Cómo realizar un formateo a bajo nivel?

Para realizar el formateo a bajo nivel es necesario recurrir a una herramienta externa. En la actualidad existen multitud de ellas, algunas específicamente dirigidas a un uso concreto.

Una de las más populares es HDD Low Level Format Tool  la cual se puede obtener de forma gratuita y es ideal para formatear cualquier tipo de memoria USB, memoria SD, micro SD o disco duro externo.

Se puede descargar de forma gratuita desde la página web de la empresa distribuidora. Se debe tener en cuenta que la versión gratuita limita la velocidad del formateo a 180 GB por hora (50 MB/s), lo cual  puede ralentizar un poco el proceso.  Sin embargo, por precio muy económico es posible adquirir la versión sin limitaciones.

Desde la web del distribuidor es posible también descargar una versión que no requiere instalación, por lo que la flexibilidad de esta herramienta queda fuera de toda duda.

Otra aplicación que también cuenta con bastante aceptación es SD Formatter que se usa para formatear memorias externas.

Formatear a bajo nivel memoria USB o disco duro externo con HDD Low Level Format Tool

Lógicamente el primer paso es descargar la aplicación, tras lo cual se ejecuta. Lo primero que hará la aplicación es mostrar una ventana en la que aparecen todos los discos duros y unidades flash conectadas al sistema.

Formatear a bajo nivel disco duro externo

Desde ésa ventana se selecciona la unidad que se desea formatear a bajo nivel y se pulsa el botón “Continue” en la esquina inferior derecha.

Formatear a bajo nivel memoria USB

En la siguiente ventana se ha de seleccionar la pestaña “LOW-LEVEL FORMAT”. Si se pulsa sobre “FORMAT THIS DEVICE” el programa procederá a realizar el formateo a bajo nivel. También es posible marcar la opción “Perform quick wipe” que únicamente elimina las particiones y el MBR (Master Boot Record, o lo que es lo mismo el registro de arranque maestro); sin embargo, esta opción no borra los datos de forma definitiva.

Es importante asegurarse de haber elegido la unidad que realmente se desea formatear, ya que una vez comenzado el proceso de formateo, este es irreversible. En ese sentido el propio programa lanza un mensaje avisando sobre ello. De este modo, tan pronto como se acepte el mensaje de advertencia, comenzará el formateo del dispositivo.

La duración del proceso dependerá de la capacidad de almacenamiento de la unidad que se desee formatear, y por supuesto, de si se utiliza la versión de pago o la versión gratuita.

Formatear a bajo nivel memoria USB o disco duro externo con SD Formatter

En primer lugar, es necesario descargar la herramienta, SD Formatter, que es una aplicación gratuita que se puede obtener directamente desde la web de la SD Association (en sus versiones para Mac y Windows). Se debe elegir la versión correspondiente al sistema operativo del que se disponga.

Una vez descargada la aplicación, se debe instalar y, por último, ya solo queda ejecutarla. Después, y una vez seleccionada el volumen o la unidad que se desea formatear (por ejemplo, “D:\”), se presiona en “Option“. Allí en “Format Type“, se selecciona “FULL (OverWrite)” y en “Format Size Adjustment” se marca “ON“. A continuación, se presiona “OK“. Por último, se debe presionar “Format“.

Como no podía ser de otra forma, el proceso requerirá bastante más tiempo el de formatear una memoria con el método convencional. De igual modo, el tiempo necesario varía en base a la capacidad de almacenamiento del dispositivo que se formatea.

2018-11-05T23:02:28+00:00

Dejar un comentario